Nico Pino termina 5º en la primera carrera de la Asian Le Mans Series en Dubai

El inicio de la competencia pudo ser podio para el piloto nacional de no ser por la orden de un comisario de carrera que obligó a reparar un pequeño problema con un panel de luz del auto, junto cuando el chileno se subía al prototipo para iniciar su turno, a una hora del final y cuando marchaban en segunda posición. 

Pino espera la revancha mañana en la Race 2 desde las 10:30 horas de Chile 

Era un podio seguro para el equipo Inter Europol Competition en la primera carrera de la Asian Le Mans Series, según los cálculos que hacía la escudería polaca considerando la segunda posición que llevaba el portugués Guilherme Moura de Olivera cuando ingresó a pits para entregarle el auto al chileno Nico Pino, que sería el encargado de empujar la última hora de carrera y abrochar un segundo puesto casi seguro, dados los buenos tiempos registrados por el chileno en los test y prácticas libres. 

Sin embargo, un nuevo imponderable le quitó al piloto nacional de 17 años la posibilidad de su primer podio en carreras endurance categoría LMP3 que viene corriendo desde el año pasado con el equipo polaco.

Luego de la gran actuación del ruso Alexander Bukhantsov durante sus dos horas en pista y cuando se estaba produciendo el cambio de piloto para que Pino iniciará la última hora de competencia, un comisario de la prueba ordenó reparar un pequeño desperfecto eléctrico con un panel led del Ligier JS P320 que aparentemente se había apagado. Esto significó ingresar el auto a box y hacer un trabajo que tomó cerca de 14 minutos, echando por tierra todo el plan de carrera y las opciones de subir al podio. 

El chileno de todos modos salió a la pista. Fue uno de los más rápidos en tiempos de vuelta de la categoría y logró finalizar la jornada con un quinto lugar que no deja muy contento al piloto ni al equipo, considerando que se estuvo a una hora de un cierre notable. 

«Fue una pena lo que sucedió, porque íbamos haciendo una carrera muy buena, mis dos compañeros habían hecho un gran trabajo durante tres horas y me tocaba cerrar para intentar llegar al podio y quizás ganar. Teníamos el ritmo y los tiempos a nuestro favor para lograrlo, pero esa decisión del comisario nos obligó a quedarnos en los pits más tiempo y se perdió la posibilidad de ganar. Aún quedan tres carreras y mañana esperamos tener la revancha. Estamos muy fuertes y rápidos como equipo, y yo me siento bien con el auto, el circuito y el equipo», sostuvo Nico Pino desde Dubai. 

Para mañana se espera la segunda carrera de la Asian Le Mans Series, también con 4 horas en el Autódromo de Dubai desde las 10:30 horario de Chile. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *