Los varones sumaron dos puntos en la ronda inicial, mientras que las damas completaron un debut difícil en Porto Alegre, Brasil.

Oficialmente se dio inicio a la edición 2022 de la tradicional Copa Los Andes, que este año se lleva a cabo en el Porto Alegre Country Club, ubicado en Brasil, específicamente en la capital de Río Grande Do Sul, donde los equipos nacionales completaron estrenos muy peleados que pasamos a revisar a continuación.

Con mucha gallardía, apelando al carácter y orgullo, los Varones lograron una importante reacción para remontar y terminar el día con dos empates frente a Bolivia y Ecuador.

Si bien las parejas nacionales (L. Roessler / León y Cancino / Silva) perdieron los partidos de la mañana, el repunte no se hizo esperar y sumaron tres victorias en los singles frente a ambos países, para dejar el marcador igualado y sentenciar la repartición de puntos en Porto Alegre.

El equipo se apoyó en excelsas actuaciones individuales de Lukas Roessler y Martín León, que ganaron sus dos partidos, mientras que Martín Cancino y Simón Roessler ganaron uno y perdieron uno, aportando dos puntos importantes para asegurar la suma de unidades en la jornada inaugural, que marcó el debut en el certamen para cuatro de los cinco jugadores chilenos.

«Tuvimos una mañana difícil. Los muchachos venían jugando bien, pero en las segundas vueltas se complicaron bastante. Sin embargo, teníamos esperanzas para la tarde y los cuatro jugaron muy bien», comentó Ignacio Basagoitía, capitán del equipo masculino sobre la actuación de los jugadores nacionales.

«Se hicieron buenos partidos de muy buen nivel, con muchos birdies y logramos dos empates más que meritorios después de haber perdido todo en la mañana», afirmó destacando la gallardía y temple de los chicos para sacar adelante los partidos, a pesar de la adversidad.

«Fue una muy buena reacción. No tenemos que olvidar que tenemos cuatro debutantes en el torneo. Solo Martín Cancino tiene un par de Copas Andes en el cuerpo y este torneo tiene algo especial. Los muchachos reaccionaron muy bien. Después de haber visto lo de la mañana, quedamos con la satisfacción de poder empatar los dos partidos y seguir con la ilusión de jugar bien y hacer cosas buenas en los próximos días», sentenció con convicción el capitán.

Las damas, con un día difícil.

Fue un debut complicado para el equipo femenino, que en la primera ronda enfrentó a Brasil y Uruguay, partiendo desde los foursomes, donde las nacionales solo pudieron sumar puntos en el partido en el que María José Hurtado y Florencia Dufey vencieron por 2up a las uruguayas María Victoria Bargo y Chloe Stevenazzi.

Posteriormente, en los duelos individuales, Michelle Melandri empató con Uruguay, Florencia Dufey le ganó a Brasil y “Cote” Hurtado se impuso en sus dos partidos.

“Fue un día difícil, desde la mañana en donde solo pudimos ganar un partido. Esta es una cancha corta, pero muy estratégica, en la que los greens están muy rápidos, especialmente de bajada”, comenzó comentando la capitana, Desirée Soulodre desde suelo carioca.

“En la tarde tuvimos mejores sensaciones, pero del otro lado tuvimos rivales que estuvieron inspiradas y jugaron a un gran nivel. Ahora nos toca enfocarnos en lo que será el día de mañana para tratar de sumar puntos importantes”, agregó Soulodre

Este jueves se reanudará la acción en el exigente y estratégico recorrido del Porto Alegre Country Club. Los Varones se medirán con Venezuela y Uruguay, mientras que las Damas se verán las caras contra las vigentes campeonas, Colombia, y el equipo venezolano.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *