Vuelta a España: Nielsen muestra su polivalencia en un final inesperado al ‘sprint’ en la etapa 12

Dos caídas marcaron la carrera provocando el abandono de Tobias Bayer y una nueva muesca para Primoz Roglic.

Image

El sol y el calor se apuntaron a la fiesta de la etapa 12 de La Vuelta 2021 en la que terminó llevándose la victoria Magnus Cort Nielsen (Education First). Un final que se preveía en una batalla entre cuatro fugados, pero que el pelotón impidió, provocando un final al ‘sprint’ donde el danés volvió a mostrar su polivalencia con su segunda victoria, tras la de la Montaña de Cullera, justo una semana antes.

De hecho, el trabajo grupal entre todos los corredores para evitar fugas estuvo patente desde el principio, haciendo imposible que se escaparan corredores. Jaén inauguró la duodécima jornada de La Vuelta con un pelotón que no dio tregua a los intentos de fuga. Todos neutralizados para desbaratar los planes antes de los dos puertos del día. Y eso que el calor apretaba  (37º) y podía ser determinante.

Sólo el salto del trío compuesto por Mikel Iturria (Euskaltel), Sebastian Berwick (Israel Start-Up Nation) y Sander Armée (Qhubeka) sacó petróleo a 92 kilómetros de la meta y amenazando con rascar algo antes del Alto de San Jerónimo.

Image

Una caída aparentemente leve agitó el ritmo de carrera. Las ramas del arcén de la carretera provocaron un grave accidente en el que el peor parado fue Tobias Bayer (Alpecin-Fénix), que tuvo que ser atendido y apenas podía moverse. El austríaco tuvo que verse obligado a abandonar. Los otros dos implicados pudieron seguir rodando sin problemas.

Los tres escapados pasaron a ser ocho en el inicio del Alto de San Jerónimo donde el calor fue más protagonista que las rampas de 3,3% de pendiente media y la ventaja pasó a superar el minuto y medio.  No habían coronado la cota cuando Dylan Van Baarle sufrió una caída que dejó a los favoritos de Jumbo, entre los que se incluía Primoz Roglic -otra más para el esloveno- y algunos INEOS desperdigados por una cuneta. Nelson Oliveira, del Movistar, también acabó por los suelos y acabó con una pierna llena de cortes.

Justo cuando el grupo de los Jumbo se incorporaba al pelotón, algunos corredores fueron cediendo y quedándose por la ladera de San Jerónimo. La imagen no fue la misma en cabeza de carrera, en la que Mikel Iturria lanzó un ataque para bajar el puerto en solitario. La aventura del ciclista vasco terminó cuando el Alto del 14% hizo su aparición en el horizonte. Con el pelotón controlando a más de 40″, todo se disputaría en el último puerto hasta Córdoba.

Rampas de 5’6% de media se interpusieron entre los corredores y la meta. Y para hacerlo más difícil todavía el sol atacaba a los corredores con sus 41º de temperatura sobre la carretera. La subida fue un infierno, pero a Giulio Ciccone (Trek) y Vine (Alpecin) no les pareció como tal y saltaron a 20 kilómetros de meta. Poco después se le unieron Bardet y Henao para pedalear a 27″.

El pelotón fue viendo la línea de meta y subió el ritmo hasta los 66km/h. Una velocidad que terminó neutralizando a la fuga -una vez más- y provocó una llegada no preparada para el sprint. Magnus Cort Nielsen fue el más rápido ganándole el pulso a Bagioli y sin provocar cambios en la general.

Image
Image
Image
Image

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.