Solo tres partidos se jugaron anoche y los derrotados fueron Dallas, Boston y San Antonio.

Tres juegos se disputaron anoche en la NBA y en el más espectacular, Dallas dominó a Brooklyn hasta que un atasco monumental en su ataque le dejó K.O. Los Mavs se despegaron ya en el marcador en el segundo cuarto, llegaron a tener 17 puntos de ventaja en el tercero y se hundieron en el cuarto para caer 102-99.

La defensa de los Nets dejó al equipo local en solo 13 puntos en el cuarto final, con 4 de 21 en el tiro de campo y 1 de 12 desde el triple. Dallas no fue capaz de anotar una sola canasta de campo en los últimos 4 minutos del partido (sus últimos puntos en movimiento llegaron a 3:51 del final).

Con semejante empantanamiento local, Brooklyn consiguió adelantarse por primera vez en el marcador en todo el partido cuando faltaban 6:41 por jugar, con 2 libres de James Harden que pusieron el 90-91 en el marcador. Importantes Harden y Durant en el desenlace, como importante fue la revisión exitosa pedida por Steve Nash a 50 segundos del final.

Nic Claxton falló 2 comprometidos tiros libres con 20,7 segundos por jugar, y con ese doble error dio la última oportunidad a los Mavs, que tuvieron 20 segundos para forzar la prórroga. Pero con 99-102 los Nets defendieron de forma espectacular las posibles líneas de triple, y primero Luka Doncic y después Tim Hardaway Jr. erraron sendos tiros de 3 bien complicados.

Los Nets lideran ahora el Este en solitario con 17-7 como marca y Dallas perdió su quinto partido consecutivo como local, lo que empieza a ser grave. El equipo recuperó a sus dos grandes baluartes, Doncic y Porzingis. Los dos volvieron al juego: el primero con 28 puntos y 9 asistencias y el segundo con 17 puntos, 12 rebotes, 5 asistencias y 6 de 17 en el tiro. Mientras en los Nets, Harden aportó en muchos campos, terminando con 23 puntos, 9 rebotes, 12 asistencias y buenos porcentajes de tiro.

Por su parte, los dos equipos con mayor peso histórico en la NBA se midieron en horas bajas. Tras el partido Lakers alzó su vuelo y Celtics se posó sin fuerza en tierra. Triunfo angelino claro (117-102). Uno de los partidos más convincentes de Lakers esta temporada.

Lakers defendió con intensidad y compromiso (dos cualidades que no le ha sobrado en lo que va de temporada). Lakers dominó el rebote y anotó 24 puntos más en la pintura que su rival. Lakers rompió el encuentro en el tercer cuarto. Y Lakers tuvo a un LeBron James en el papel de líder. Y a un gran Russell Westbrook en el rol más rupturista. Esta vez, Russ se mostró decisivo. Empezó el partido impreciso y atolondrado. Pero su tercer cuarto fue realmente brillante.

Larry Bird cumplía 65 años pero los Celtics no le dieron una alegría. Muy al contrario, Boston ofreció una imagen muy pobre. Venía el equipo de anotar 130 puntos ante Utah y 145 frente a Portland. Nada que ver. Lo de ayer ha sido otra historia. Una ofensiva vulgar y una defensa superable. Solo Jayson Tatum ha brillado con 34 puntos, tras protagonizar un arranque de partido impresionante, pues con solo 3 minutos y 50 segundos jugados, ya llevaba 14 puntos y 4 triples de 4 intentos.

Lakers (ahora 13-12, misma marca que Celtics) venció con holgura. Para sumar su cuarta victoria en los 6 últimos partidos. Las cosas parecen enderezarse un poco. Y para poner además el 1-1 en los duelos entre Lakers y Celtics esta temporada.

LeBron y Westbrook dominaron la pista a su antojo. El primero hizo 30 puntos y 5 asistencias con 13 de 19 en el tiro de campo. Promedia James 31 puntos en sus últimos 5 partidos. El segundo se fue a 24 puntos y 11 asistencias. Con buenos porcentajes y siendo decisivo en la ruptura del encuentro. El tercer jugador del equipo fue Anthony Davis. Firmó 17 puntos y 16 rebotes.

Por último, New York Knicks venció a San Antonio Spurs 121 a 109, en un partido parejo dentro del primer tiempo, pero que con el transcurso de las acciones, dio como ganador al visitante. R. J. Barrett terminó con 32 puntos, incluidos siete triples, la cifra más alta en su carrera, y su equipo rompió una racha de tres derrotas en el torneo y de siete descalabros de visita en San Antonio.

Desde el banco, como siempre, gran aportación de Immanuel Quickley (16 unidades) y Derrick Rose (12). Alec Burks aportó 18 puntos y Julius Randle acabó el duelo con 15 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias. En los Spurs, de nada sirvieron los 26 puntos de Derrick White.

Image

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *