Ruso Roman Abramovich abandonó la gestión de Chelsea

El magnate decidió dejar el club en manos de la Fundación de los Blues ante la presión del parlamento británico por la invasión de Rusia a Ucrania.

Roman Abramovich, entregó la administración del Chelsea Diario Deportes |  Desde Barranquilla el deporte en un click

El conflicto entre Rusia y Ucrania sigue impactando de manera directa en el fútbol. Esta vez las consecuencias recayeron en el Chelsea, y es que Roman Abramovich -propietario del equipo de la Premier League- decidió ceder la gestión de la institución a la Fundación del club luego de recibir fuertes presiones del parlamento británico a raíz de la guerra.

Abramovich hizo el anuncio de manera repentina a través de un comunicado que fue replicado por Chelsea. «Creo que están en mejor posición que yo para cuidar de los intereses del club, de los jugadores, del cuerpo técnico y de los aficionados», aseguró en el mismo.

Cabe recordar que el magnate ruso estuvo en el ojo de la tormenta recientemente por su supuesto vínculo estrecho con el régimen de Vladimir Putin. Basándose en ello, el Reino Unido lo amenazó con congelar sus activos financieros y manifestaron su intención de impedirle seguir viviendo en Inglaterra.

En este marco, el Chelsea podría enfrentarse a la quiebra, ya que la sanción económica a Abramovich derivaría en que el equipo de Londres se vea obligado a devolverle 1.500 millones de libras. No obstante, el magnate niega ese supuesto lazo con el régimen del presidente ruso y asegura que no cometió ningún acto que le podría conllevar una sanción.

Además, entre los interesados para adquirir a los Blues destaca Sir Jime Ratcliffe, presidente del grupo de químicos Ineos, que además es propietario del Niza de la Ligue 1 y de un equipo de ciclismo. En segunda línea aparecen algunos inversores estadounidenses.

El comunicado completo de Roman Abramovich

«Durante mis casi 20 años como propietario del Chelsea, siempre he considerado que mi único papel era custodiar el club, un trabajo con el que asegurar que tenemos tanto éxito como podamos hoy en día, y también de cara al futuro, mientras jugamos un papel importante en nuestras comunidades. Siempre he tomado decisiones priorizando los intereses del club. Me comprometo a seguir con estos valores. Es por ello que hoy cedo el cuidado y la administración del Chelsea a los comisarios de la Fundación del Chelsea. Creo que están en mejor posición que yo para cuidar de los intereses del club, de los jugadores, del cuerpo técnico y de los aficionados».

Chelsea
El millonario Abramovich, un inmigrante ilegal en el Reino Unido | Gente |  EL PAÍS

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *